La duda sobre el minimalismo

Cambio tecnológico y ajuste cultural.

El objetivo del Movimiento Moderno fue el necesario ajuste cultural, teórico y practico de la Arquitectura como disciplina en relación a los profundos cambios que en los sistemas socio-económicos de producción y matrices energéticas provocaron la Primera y Segunda Revolución Industrial.

En esto sigo la clásica distinción de Marx entre Modos de Producción y Superestructuras, reconociendo que la reformulación de estas recién sucede cuando los cambios en los primeros YA ocurrieron y se perciben como irreversibles.

Lo superestructural siempre atrasa y el Movimiento Moderno intentó superar ese atraso.

Regresando a Marx y a su pensamiento anti-mecanicista, por supuesto que, a su vez, este replanteo teórico de tipologías establecidas desde la cuchara hasta el territorio (como se atribuye a Gropius) terminó actuando recursivamente sobre los sistemas de producción.

La visible ruptura que el Movimiento Moderno hace con el Neoclasicismo oculta a su vez unas secretas continuidades, básicamente la construcción de un pensamiento operativo que no renuncia a articular arquitectura, urbanismo y territorio como un orden continuo consistente en todas esas escalas.

Todo esto explotó a partir de los setenta.

Estamos exactamente a cien años de las obras (y por tanto las teorías) que revolucionaron la disciplina en el intento de salvar el desajuste entre la infraestructura y la superestructura conceptual

En directa continuidad con las revoluciones previas, hoy estamos cursando la cuarta revolución industrial, que sea esto lo que fuese, se presenta como un fenómeno en acelerado e indetenible desarrollo.

La profundidad de las rupturas del actual marco de condiciones científicas, tecnológicas, productivas y ambientales permite anticipar drásticas consecuencias sociales a futuro, tanto globales como particulares.

Con relación a estos cambios, que en parte YA ocurrieron, todos los pensamientos hoy ATRASAN.

Nos encontramos con que la ética y la responsabilidad social del pensamiento crítico del Movimiento Moderno se han transformado en decorativas e inmóviles recetas académicas.

A tres cuartos de siglo de la casa Farnsworth, mantenerla como modelo, ¿no es hoy elogiar la moldura?

LEC

El autor es Arquitecto (UNLP) y docente. Ha obtenido numerosos premios en concursos nacionales. De su autoría ver también en café de las ciudades:

Número 94 | Proyectos de las ciudades (II)
La ciudad de las artes o las artes de la ciudad | Diez proposiciones sobre Bahía Blanca | Luis Elio Caporossi

 Número 95 | La mirada del flâneur
Sueños del Bocha | Formas, explicaciones y olvidos | Luis Elio Caporossi

 Número 98 | Arquitectura de las ciudades (II)
Los caminos de la vanguardia argentina | Amancio, Wladimiro (y Breuer…) de la utopía a la realidad | Luis Elio Caporossi 

Número 101 | La mirada del flâneur
Hiperrealismos | Batallas ganadas, guerras perdidas | Luis Elio Caporossi

 Número 107 | Política y movilidad de las ciudades
Dispositivos de muerte | La responsabilidad por las políticas viales en la Argentina | Luis Elio Caporossi

 Número 111 | Cultura de las ciudades (I)
Un pequeño jardín | Microfísica de un lugar en Pehuen Co | Luis Elio Caporossi

 Número 115 | Cultura de las ciudades
De monos e ingenieros | La incumbencia primordial de la disciplina | Luis Elio Caporossi

 Número 127 | Arquitectura de las ciudades
Última charla con Vivanco I Salvaje, y a mucha honra I Por Luis Elio Caporossi

 Número 135/136 | Cultura de las ciudades
Borges y la arquitectura I Patrones, modelos, objetos y la eterna discusión de dos filósofos…I Por Luis Elio Caporossi

 Número 138/139 | Cultura de las ciudades
El fin de Macondo I Algunas hipótesis controversiales sobre Cien años de soledad. I Por Luis Elio Caporossi

Número 140 I Política de las ciudades (I)
El Dispositivo Argentino I Cualquier ciudad puede estar sólo en uno de tres lugares posibles I Por Luis Elio Caporossi

Número 142-143 I Cultura de las ciudades
Territorios siniestros (el sitio no miente) I Cine, series, psico-geografía y Borges. I Por Luis Elio Caporossi

 Número 144-145 I Cultura de las ciudades
Picasso y el pasado I De las cosas a la relación entre las cosas I Por Luis Elio Caporossi

Número 148 I La mirada del flâneur
Los dibujos de Luis Díaz I Dibujamos para recuperar algo ausente I Por Luis Elio Caporossi

Número 156 I Territorios 
Una propuesta de reformulación de la infraestructura del sudoeste de la Provincia de Buenos Aires I La recuperación de una red integrada y policéntrica I Luis Elio Caporossi y Mario Marraffini

Número 168/9 I El futuro de Bahía Blanca I La relación en crisis de la ciudad y su puerto. I Por Luis Elio Caporossi

 

 

Esperanzas y cuentas pendientes de la integración socio-urbana de los barrios populares

La construcción de un nuevo paradigma.

Santiago Chudnovsky

¿Hay derechos adquiridos a mantener una norma urbana-ambiental?

Restricciones y límites a los dominios particulares.

Hernan Petrelli

El Camino Escolar

Un recurso educativo y una iniciativa de movilidad sustentable y segura.

Lucas Galak

Vivienda solidaria en el municipio de Tarso (Antioquia), en Colombia

¿Cómo reducir la inequidad a través de una política urbana?

Daniela Cañas Valencia, Alejandro López Toro y Néstor Fernando Romero Villada

La ilusión paramétrica

¿Caja transparente o estrategias oblicuas?

Carmelo Ricot

Iniciativa Sindical por el Derecho a la Vivienda en España

Regulación, actuación sobre el mercado y parque público de alquiler.

Unión General de Trabajadores y Comisiones Obreras

Coronavirus: dispersión y densidad urbana en debate

Una primera alerta (quizás demasiado temprana) de Richard Florida.

Marcelo Corti

menu
menu